Es un medio plural, democrático y alternativo, al servicio de los mas sanos intereses de la nación.
Pin It

Widgets

Semblanza del maestro Alejandro Solano



Alejandro Solano es un abogado, educador, escritor y poeta que nació en el municipio de Cambita, provincia San Cristóbal, específicamente en el paraje Las Coles, el 27 de marzo del 1944, el año en que el país celebraba el primer centenario de la proclamación de su Independencia Nacional.
A pesar de su origen campesino, y no obstante el hecho de que su primera profesión fue la de agricultor, desde su niñez de avizoraba que llegaría a ser una persona reconocida por sus dotes personales e intelectuales. Desde muy temprana edad, sus padres Tito de Jesús Solano y Andrea Martínez, ya fallecidos, se dieron cuenta de que Alejandro, el primero de sus trece hijos, por su apego a los libros, tenía posibilidades de convertirse en un profesional de grandes éxitos para orgullo de la familia.
Desde que aprendió a leer de corrido, a los siete años, su padre le llevaba revistas de la época y él se retiraba a un lugar tranquilo para leer en voz alta, a pleno pulmón, los discursos de Trujillo y los de los más altos funcionarios de la nación.
Su dedicación a la búsqueda del conocimiento fue tan impresionante, que cuando terminó el tercer grado de la educación primaria, se entregó al estudio del cuarto grado, después el quinto y posteriormente el sexto solo, prácticamente sin maestro en ninguna de las materias, salvo el último de ellos en que recibió ayuda del profesor Tomás Aquino Domínguez.
Se presentó a examen de sexto como estudiante libre en la Escuela de Cambita Garbitos y aprobó todas las materias con notas sobresalientes. Prosiguió estudiando como autodidacta el séptimo y el octavo. Al terminar de preparar este último curso, se presentó a examen como estudiante libre en la escuela de la ciudad de San Cristóbal y aprobó todas las materias con notas muy buenas.
Desde 1961, ya Alejandro Solano había mostrado interés en la profesión docente y, al cumplir los 18 años de edad, en 1962, comenzó a cubrir vacantes como profesor en varias escuelas de la provincia San Cristóbal, con tan buen éxito que fue nombrado profesor titular en el 1963.
Por esos años, en su tiempo libre reunía en su casa a los jóvenes que habían salido de la escuela y no habían tenido la oportunidad de avanzar como él y les daba clases de nivelación para que pudieran presentarse a examen de sexto grado como estudiantes libres en la escuela de la ciudad.
Obtuvo una beca para estudiar magisterio en calidad de interno en la Escuela Normal Américo Lugo, de San Cristóbal, en 1964, de donde fue trasladado en 1966 para la Escuela Normal Teodoro Heneken, de Licey, Santiago, donde concluyó su formación de maestro normal primario.
Al graduarse en 1967, fue nombrado profesor en Valdesia, y a los tres meses fue trasladado a Haina, situación que aprovechó para inscribirse en la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña, donde cursó la licenciatura en Educación, mención Letras.
Su prestigio de excelente estudiante de las Escuelas Normales Américo Lugo y Teodoro Heneken se manifestó en la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña, por lo que, a mediados de la carrera, en 1969, Alejandro Solano Martínez fue premiado por el Gobierno de los Estados Unidos de Norteamérica con un viaje de un mes con todos los gastos pagados para visitar los liceos secundarios de cuatro estados de la unión norteamericana.
Terminados sus estudios universitarios con lauros académicos, en 1970, renunció de su posición de profesor de la Escuela Fray Ramón Pané, de Haina, y fue nombrado profesor de Lengua Castellana en el Liceo Secundario Juan Pablo Duarte, de la ciudad de Santo Domingo.
Al concluir su primer año en este centro educativo, en 1971, el profesor Alejandro Solano Martínez vio publicado un anuncio de la Universidad Autónoma de Santo Domingo, mediante el cual se convocaba a un concurso de oposición para profesor de Letras. Se presentó al concurso y ganó, e inmediatamente comenzó a impartir docencia en la UASD, cuando tenía 27 años de edad.
Al año siguiente, en 1972, fue nombrado Técnico en el Departamento de Currículo de la entonces Secretaría de Estado de Educación, Bellas Artes y Cultos, posición que le permitía ejercer la docencia en la UASD.
En el 1975 obtuvo una beca del Instituto de Cultura Hispánica, de Madrid, España, para estudiar un posgrado en Lingüística y Literatura Españolas. En ese tiempo se relacionó con varios de los mejores escritores españoles que fueron sus profesores y modelos.
A su regreso de España, fue ascendido al puesto de Encargado del Departamento de Planes y Programas de la referida Secretaría de Estado, y poco después a Oficial Mayor con funciones de Secretario General y de Secretario del Consejo Nacional de Educación.
Entre 1978 y 1980, el profesor Alejandro Solano Martínez cursó un posgrado en Comunicación Lingüística y Literatura, en la Universidad Intec, llamada entonces Instituto Tecnológico de Santo Domingo, otro en Sociolingüística y otro en Morfología y Sintaxis en la Universidad Autónoma de Santo Domingo.
Entre 1982 y 1994 se desempeñó como profesor de Lengua Española en el Instituto Tecnológico de Santo Domingo, INTEC, y en ese mismo período escribió, conjuntamente con Eduardo Rodríguez, los libros de texto de Lengua Española de quinto, sexto, séptimo y octavo grados de la educación básica y el de primero de la enseñanza media.
En el 1985-1986 laboró como consultor educativo de la Secretaría de Estado de Educación y durante ese tiempo organizó y dirigió el levantamiento del primer censo nacional de los colegios privados de la República Dominicana.
De 1992 a 1994 se desempeñó como Coordinador Regional Administrativo de la Dirección Regional de Educación Santo Domingo II, y fue contratado como consultor educativo por un organismo internacional para asesorar en la orientación del Plan Decenal de Educación, concretamente en la transformación curricular, en el área de Lengua Española.
Del 1994 al 1997 el profesor Alejandro Solano fue el director administrativo del Ayuntamiento del Distrito Nacional.
Del año 2000 al 2001 laboró en la Dirección de Estrategia de la Presidencia de la República y del 2002 al 2004 trabajó como Director del Sistema Nacional de Información de la entonces Secretaría de Estado de Educación Superior, Ciencia y Tecnología.
Mientras tanto, entre el año 2002 y el 2005 cursó el Doctorado en Ciencias de la Educación, impartido en la República Dominicana por la Universidad Enrique José Varona, de La Habana, Cuba.
En el 2004, el profesor Alejandro Solano se graduó de licenciado en Derecho, y ha proseguido el desarrollo de su perfil de consultor educativo, conferenciante, corrector de estilo e intelectual que ha publicado cientos de artículos en periódicos y revistas nacionales durante más de treinta años y tiene escritos varios libros de poesía, cuento y ensayo.
Desde el 2005 hasta la fecha, este escritor ha venido desempeñándose como ayudante del Rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo. En esos doce años ha servido de colaborador a cuatro rectores de esa casa de altos estudios.
Como hombre de avanzada, el profesor Alejandro Solano se ha dedicado a estudiar las nuevas tecnologías de la información y la comunicación. Realizó un posgrado que lo acredita como Experto Universitario en Entornos Virtuales de Aprendizaje, impartido por Virtual Educa, una institución dedicada a la formación de educadores para la enseñanza vía Internet.
Entre las obras publicadas por el profesor Alejandro Solano Martínez resalta el libro de poesía titulado Fuego limpio, el cual fue puesto en circulación en la Feria del Libro Dominicano en Nueva York el 30 de octubre del 2016, y en la República Dominicana el día 28 de noviembre del mismo año.
Alejandro Solano es propietario de un gran corazón, dueño de un cerebro prodigioso, un educador que comenzó el ejercicio de la enseñanza hace algo más de medio siglo. En el nivel básico lograba que sus alumnos aprendieran a leer en los primeros tres meses del primer grado, y en el nivel universitario, en la segunda semana de cada semestre llamaba por sus nombres a sus estudiantes de seis secciones.
Es un profesor con vocación de maestro, graduado en Letras, con especialidad en lingüística y semiótica y con maestría en comunicación, filología y literatura, que cursó un doctorado en Educación con notas sobresalientes. Es un estudioso de la lengua con alta inteligencia emocional, un escritor de artículos, cuentos, ensayos y poemas, que ha escrito varios libros, principalmente obras didácticas.
En su poemario Fuego limpio, un excelente libro de poesía lírica, Alejandro Solano se ha esmerado en poner sobre el tapete, de manera subliminal, la necesidad de que el hombre valore, respete y ame a la dama, y que, en vez de maltratarla, la colme de lisonjas, la aliente con piropos y le muestre su admiración con sincera galantería.
Como este literato es una persona sencilla, que a veces rebasa la humildad, fue calificado por el poeta Víctor Villegas como el gran tímido, y, aun así, el  humanista don Juan Bosch lo presentaba como maestro de la lengua.
Alejandro Solano es un estudioso de la lengua y la literatura. Es graduado en educación mención Letras en  la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña. Cursó un posgrado en Lingüística y otro en Sociolingüística en la Universidad Autónoma de Santo Domingo, una especialidad en Comunicación Lingüística y Literatura en la Universidad INTEC y una maestría en Lengua y Literatura Española en el Instituto de Cultura Hispánica, de Madrid, España. Se graduó también de licenciado en Derecho en la Universidad Félix Adams y concluyó los estudios del doctorado en Ciencias de la Educación impartido por la Universidad Enrique José Varona, de La Habana, Cuba.
Su dedicación a la creación literaria la ha compartido con la enseñanza de la lengua, la lingüística y la literatura, principalmente en la UASD y en INTEC. Ha escrito ensayos, cuentos, artículos y poemas, ha sido charlista, conferencista, corrector de estilo y columnista de varios periódicos nacionales. Además, ha realizado trabajos de investigación sobre algunas de las manifestaciones sociolingüísticas del habla y acerca de las adivinanzas, acertijos y dichos populares de la población dominicana.
Pero en definitiva, su rango de poeta lo alcanzó con la publicación del libro Fuego limpio.
En Política
En el aspecto político fue candidato a senador por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD),por la provincia de San Cristóbal para los períodos 1982-1986 y 1986-1990.Miembro del comité Central del PLD y redactor del periódico Vanguardia del Pueblo y articulista de la revista política teoría y acción de esa organización política.
En 1986 renuncia del PLD y forma con Rafael Alburquerque y otros exdirigentes del partido morado una nueva organización llamada Partido del Pueblo Dominicano (PPD),la cual se fracciona pasando su presidente a ocupar el Ministerio de Trabajo y él se pasa al PRD,ocupando importantes posiciones y trabajando en el proyecto Fello Suberví alcalde,quien le designó como Secretario Administrativo del cabildo del Distrito Nacional.
En los últimos años se mantiene alejado de las actividades políticas proselitista,dedicado más a la familia , a las actividades académicas y literarias.


Publicado por La Verdad de Ahora a junio 21, 2017. Archivado en . Puedes ver los comentarios via RSS RSS 2.0

0 comentarios for Semblanza del maestro Alejandro Solano

Facebook Blogger Plugin:Ayudadeblogger.com Enhanced by Grupodelecluse.com

Comentarios

Datos personales

Mi foto
San Cristóbal, San Cristóbal, Dominican Republic
Periodista,abogado y profesor,quiero que este medio contribuya con la democracia,las libertades públicas y la equidad.

Páginas vistas en total

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Para los momentos inolvidables

Para los momentos inolvidables
Papi Imagen Digital

2013 Magazine. All Rights Reserved. - Modificado por Diseño Web Profesional